Una de las sorpresas del año en la NBA es el pívot serbio de los Denver Nuggets Nikola Jokić, que está encantando en su temporada de rookie y formará parte del “Rising Stars Challenge World Team” en el AllStar Weekend.

 

Nikola Jokic (Foto: Mile High Sports)
Nikola Jokic (Foto: Mile High Sports)

No siempre la ronda o el número con el cual un jugador es escogido durante el draft NBA es directamente proporcional a su talento, hay ocasiones en las cuales una buena red de ojeadores te permite encontrar a una perla en el medio del mar, y esto es lo que ha pasado a los Denver Nuggets durante el draft 2014, cuando en segunda ronda y como elección número 41 escogieron a Nikola Jokić, pívot serbio clase 1995 de 2.11 m y 115 Kg de peso.

 

Esta elección no ha sido fruto del caso o un golpe de suerte para la franquicia de Colorado, que está trabajando en una remodelación importante de su plantilla, empezando por una base de jóvenes prometedores talentos, como el otro rookie Emmanuel Mudiay, base congoleño de 19 años o los sophomore Gary Harris (escolta) y el otro cénter europeo, el bosnio Jusuf Nurkić, que este año aún no ha explotado completamente su talento por culpa de las lesiones.

 

Efectivamente los Nuggets son una de las franquicias NBA con mejor red de ojeadores internacionales, y esto lo demuestra el hecho que más de un tercio de sus jugadores no sea de Estados Unidos; recordemos que el hombre-franquicia es el italiano Danilo Gallinari y que en sus filas se encuentra también el francés Joffrey Lauvergne.

 

Nikola Jokic con la camiseta de Serbia (Foto: bleacherreport.com)
Nikola Jokic con la camiseta de Serbia (Foto: bleacherreport.com)

Nikola Jokić nació el 19 de febrero 1995 en Sombor, una ciudad que no llega a los 50.000 habitantes situada en el extremo noroeste de Serbia, cerca de las fronteras con Croacia y Hungría y desarrolló su carrera deportiva en el KK Mega Leks, equipo de Belgrado, donde coincidió, entre otros, con el pívot de los San Antonio Spurs Boban Marjanović.

 

Además de la liga nacional, Jokić compitió también en la más competitiva ABA League (Liga del Adriático), siempre vistiendo los colores de KK Mega Leks, pudiéndose así medir con los mejores equipos de las repúblicas de la ex Yugoslavia, más Hungría y Bulgaria.

 

En la primera temporada como profesional, Jokić jugó mayoritariamente con el equipo filial, mientras que ya el año siguiente (2013-14) empezó a conquistar minutos con el primer equipo en las dos competiciones, disputando 25 encuentros de la ABA League con un promedio de 11.4 puntos, 6.4 rebotes y 2.5 asistencias. Y fue a finales de esta temporada cuando se presentó al draft y fue escogido por los Denver Nuggets.

 

El joven jugador se quedó un año más en el equipo de su tierra, convirtiéndose en la estrella de los suyos en 2014-15. Durante el primer partido de la Liga del Adriático frente al conjunto macedonio del MZT Skopje, ganado por los serbios 103-98, Jokić anotó 27 puntos, capturó 15 rebotes con una valoración de 44, un buen comienzo que fue solo el principio de una temporada muy positiva.

 

Los números de la pasada campaña de Nikola, de hecho, son dignos de nota: en 14 partidos de liga serba registró un promedio de 18.4 puntos, 10.4 rebotes y 2.7 asistencias, mientras que en los 24 partidos de ABA League 15.4 puntos, 9.3 rebotes y 3.5 asistencias. Jokić se hizo con el título de MVP de la jornada en varias ocasiones, siendo nombrado además MVP de la temporada regular de la Liga del Adriático.

 

 

En estos números y en sus prestaciones excelentes seguramente se fijaron los Nuggets cuando, tras la Summer League disputada con el mismo equipo, decidieron ejercer su elección del draft del año anterior y decidir que Nikola estaba listo para “dar el grande salto”.

 

Si a principio de temporada quizás en el ambiente que rodea el equipo la gente se preguntada si este joven europeo estuviese realmente listo para disputar el mejor campeonato del mundo; ahora mismo, pasada la mitad de la misma, todo el mundo está literalmente rendido a sus pies.

 

Jokić impresionó mucho durante los partidos de pretemporada por sus elevados porcentajes de acierto y conquistó en seguida la confianza de coach Malone, gracias a su seriedad y la progresión demostrada durante los entrenamientos.

 

Gracias también a la larga lesión de Jusuf Nurkić, y los problemas de espalda sufridos por el otro cénter europeo Joffrey Lauvergne; Jokić se encontró en seguida catapultado muchos minutos en la cancha, posiblemente más de lo que se esperaba antes del comienzo de la temporada, y no tardó nada en dejar a todos sorprendidos en positivo por sus excelente adaptación a la NBA y la rápida integración en un equipo joven y en crecimiento.

 

Coach Malone ha siempre contado con él, durante algún partido ha jugado más minutos, durante otros menos; el promedio es de 19.2 minutos (20 partidos de 42 empezados en el quinteto titular), con 9.2 puntos y un notable 54,1% de acierto en tiros de campo, 5.7 rebotes y 1.8 asistencias; unos números importantes si se considera que el equipo ha tenido sus altibajos.

 

Jokić realizó su career-high con 23 puntos y 12 rebotes en ocasión de la derrota frente a los San Antonio Spurs el pasado 18 de noviembre, contabilizando un total de seis doble-doble en lo que va de temporada. Remarcable también el aporte en cuanto a asistencias repartidas, que tuvo su máximo durante el encuentro frente a los Charlotte Hornets del pasado 10 de enero, con 9, y añadimos además los 5 robos frente a los Indiana Pacers en el partido disputado anoche.

 

 

En las siempre entretenidas entrevistas de Michael Malone tras los partidos, casi nunca faltan palabras de elogios hacia su joven campeón balcánico, subrayando todo lo bueno que cada vez el jugador ofrece en la cancha, como los dos doble-doble consecutivos en los dos últimos encuentros: frente a Washington Wizards (15 puntos, 10 rebotes), partido que los Nuggets acabaron ganando e Indiana Pacers (16 untos, 11 rebotes), donde los de Colorado fueron derrotados en la prórroga.

 

De la gran temporada que está disputando Jokić con los Nuggets se han dado cuenta todos en el ambiente de la NBA, tanto que el cénter serbio ha sido seleccionado, junto con su compañero de equipo Mudiay, para participar en el partido que verá enfrentarse rookie y sophomore estadounidenses frente a los del resto del mundo en el cuadro de los eventos del AllStar Weekend de Toronto.

 

Apunten este nombre: Nikola Jokić tiene todas las papeletas para convertirse en un grande del baloncesto europeo y mundial.

Comments are closed.