Era una de las dudas que más se generaban en el entorno baloncestístico. Y Jordi Bertomeu parece que las terminó este mismo viernes. Según el CEO de la Euroliga, la próxima edición de la competición europea contará con cuatro equipos de ACB, y no con tres como hasta ahora se había hablado.

Así pues, la nueva Euroliga concedería tres plazas a los tres equipos españoles con licencia A (Madrid, Barcelona y Baskonia) y habría una cuarta para el campeón de la ACB que, en caso de ganarla uno de los tres con licencia A, pasaría al cuarto mejor clasificado. O sea que, viendo como están a día de hoy las clasificaciones, Valencia podría estar el próximo curso en la Euroliga.

Además de las 11 plazas fijas (licencias A), las otras 5 plazas de la próxima Euroliga saldrán de la ACB, campeón Eurocup, VTB League, liga Adriática y Bundesliga. No habrá por lo tanto fase de clasificación ni ‘wild card’ (se había especulado con la posibilidad de que el Darussafaka Dogus entrase en ese escenario).

El formato de la liga será el habitual en una liga, con 30 partidos (todos contra todos) de ida y vuelta. Los 8 mejor clasificados jugarán Playoffs (al mejor de cinco partidos) para conseguir un billete a la Final Four, que no se toca.

 

Comments are closed.