En esta nueva sección que estrenamos con la colaboración de Sergio González, Entrenador Superior de Baloncesto y Director Deportivo del Club Baloncesto Seis do Nadal – Coia (Vigo – Galicia), buscaremos adentrarnos en clubs con equipos en Liga EBA para poder conocer sus realidades, y a través del técnico del equipo poder conocer su personal visión sobre su propia entidad y sobre el baloncesto actual.

Para inaugurar esta nueva sección nos adentramos en el Club Baloncesto Chantada, club gallego de baloncesto situado en Chantada, municipio de la provincia de Lugo. Nos adentramos en esta entidad de la mano de José Alberto Fafián, entrenador del equipo de Liga EBA, que nos ayudará a conocer su propia realidad y también su personal visión sobre el baloncesto actual.

¿Cómo se presenta la nueva temporada 2017/2018 para el CB Chantada después del éxito de la pasada campaña en la que conseguisteis la primera plaza del Grupo AB de Liga EBA?

Se presenta una temporada un tanto atípica para nosotros, los acontecimientos extra-deportivos vividos este verano rompen nuestra dinámica habitual, tanto en la construcción de equipo como en el trabajo diario de pretemporada. Trataremos de adaptarnos lo antes posible, el reto es grande y ello nos motiva más. Sabemos que la mayor parte de equipos de la liga han sufrido cambios importantes en la configuración de plantillas, eso nos iguala más. Estoy convencido que el nivel subirá, será una liga más larga y dura, tendremos que adaptarnos a esas nuevas exigencias si queremos estar luchando por arriba.

Ya que aparecen los acontecimientos extra-deportivos que habéis vivido este verano, ¿cómo os ha afectado toda la situación originada desde la no inscripción de vuestro equipo Sénior Masculino en Liga EBA hasta la resolución del Consejo Superior de Deportes en la que se os devolvía vuestra plaza en dicha competición?

Pues imagínate, durante el verano hemos ido perdiendo jugadores, tanto de plantilla como algún refuerzo que teníamos apalabrado, nos hemos encontrado en pleno mes de septiembre sin los tres jugadores referencia del año pasado, con un mercado prácticamente cerrado para nuestras posibilidades económicas. Esto sumado al desgaste emocional, a la incertidumbre, a la sensación de injusticia. Es duro estar esperando más de un mes por una resolución.

Por otra parte nos ha reforzado como club, las continuas muestras de apoyo llegadas desde todos los puntos de España: afición, ex-jugadores, medios de comunicación, políticos, algunos equipos de nuestra liga e incluso de ligas de superior categoría, nos ha reforzado mucho a nivel emocional. Esta es la parte positiva, la comunión equipo-afición se ha visto reforzada y la repercusión a nivel nacional del club ha sido muy grande durante este 2017, tanto por los resultados deportivos como por esta triste y lamentable situación.

Para conocer una poco más vuestro club, ¿cómo es la estructura deportiva del CB Chantada y qué papel juega el equipo de Liga EBA dentro de dicha estructura?

Nuestra estructura deportiva viene a dar continuidad al trabajo de las escuelas deportivas municipales con las categorías de base, en categoría senior tenemos un equipo masculino en categoría provincial, paso previo al equipo de categoría EBA. El equipo EBA lleva compitiendo ininterrumpidamente desde el año 2001. Digamos que es el milagro deportivo de un municipio de 8.000 habitantes, fruto del trabajo y esfuerzo de personas anónimas durante estos 16 años.

“Digamos que es el milagro deportivo de un municipio de 8.000 habitantes.”

Centrándonos de nuevo en el equipo de Liga EBA, ¿cómo se conforma la plantilla del equipo en el CB Chantada?, ¿os encontráis con algún tipo de limitación que os haga variar vuestras ideas y vuestro planteamiento deportivo inicial?

La base del equipo es un grupo de 7-8 jugadores del pueblo o que residen en el mismo, año a año se trata de cubrir, de la mejor manera posible y limitados por nuestras posibilidades económicas, esas tres o cuatro posiciones restantes. Las limitaciones que tenemos son grandes, tanto económicas, recordemos que somos uno de los presupuestos más bajos de la liga, como de carácter estructural, tratamos de adaptarnos y superar de la mejor manera posible esas limitaciones. Nuestro planteamiento deportivo inicial siempre es y ha sido la permanencia en la liga un año más, luego el trabajo y la optimización de recursos pueden hacer que salga un año como el anterior, nunca hemos variado la exigencia inicial.

Echemos por un momento la vista hacia atrás, ¿cuántas temporadas llevas al frente del equipo de Liga EBA?, ¿ha cambiado tu forma de entrenar y dirigir el equipo con el paso de los años?, ¿cuáles han sido los cambios más significativos y a qué han sido debidos?

Son 11 temporadas en EBA y 9 de ellas con CB Chantada. Malo sería si mi forma de entrenar y dirigir fuese la misma. Entiendo el baloncesto como un proceso evolutivo donde siempre has de aprender y actualizarte, no hablo solamente del apartado técnico, entreno para disfrutar haciéndolo, ni por dinero, ni por reconocimiento, trato de actualizarme constantemente, de hacer que el jugador disfrute en el día a día.

Al principio imagino que como todo el mundo tratas de copiar cosas de otros entrenadores, cursos de formación, etc., luego la experiencia va moldeando poco a poco el criterio personal propio, pero soy de la idea de que la flexibilidad ha de ser total a lo largo de la carrera de un entrenador, la actitud ha de ser abierta y el proceso de aprendizaje continuo.

“La experiencia va moldeando poco a poco el criterio personal propio.”

¿Cuáles crees que son las principales diferencias a la hora de entrenar un equipo de formación y un equipo de competición como puede ser en tu caso el equipo de Liga EBA?

Entiendo tu pregunta y considero que son dos términos complementarios. En formación hay que saber enseñar y a competir y en competición no hay porque dejar de seguir formando. En nuestro equipo EBA tratamos siempre que el jugador mejore tanto técnica como táctica y humanamente. Es lo único que se van a llevar del año, su mejora individual y las vivencias personales.

Para terminar esta entrevista me gustaría preguntarte sobre las recientes modificaciones en el reglamento de juego y sobre la incorporación de la norma del “paso 0”, *¿qué te parece esta novedad que incorpora el reglamento?, ¿cómo crees que va a afectar esta norma del juego al baloncesto actual?

Viene ser una especie de capitulación del baloncesto FIBA, del baloncesto ortodoxo, de escuela, en aras del espectáculo, la velocidad y variedad en las finalizaciones. Reversos, contraataques y traspiés adquieren otra dimensión. El problema viene a la hora de unificación de criterios, entiendo que tendremos que tener paciencia en la aplicación de la misma.

En Liga EBA pienso que esta nueva norma va tener especial incidencia por el gran número de jugadores americanos que forman parte de las plantillas, habituados al “gather step”. Siempre estaré a favor de todas aquellas normas que simplifiquen el entendimiento del juego, que lo haga más atractivo al público en general, debemos ser capaces de enganchar al espectador, un reglamento excesivamente ortodoxo no beneficia al espectáculo.

“Siempre estaré a favor de todas aquellas normas que simplifiquen el entendimiento del juego.”