Tras la disputa de la jornada 4, el Melilla es el equipo que lidera la competición tras cosechar cuatro victorias de forma consecutiva. La última, la ha logrado este fin de semana tras imponerse al Iberostar Palma por 87-72 en un partido más complicado de lo que anuncia su resultado final.

Además del Melilla, hay otro equipo que aún no ha perdido: el CB Breogán de Lugo. Los lucenses suman tres victorias puesto que han jugado sólo tres partidos y el cuarto, lo tienen aplazado y se jugará en veinte días. El Breogán se impuso al Força Lleida por 73-86 en un encuentro que estuvo igualado durante 35 minutos pero que los gallegos se llevaron tras dar una lección defensiva a su rival en los últimos cinco minutos del partido. Además, también hay que destacar que el Ourense-Leyma Coruña, que se debía disputar ayer, ha quedado aplazado.

CB PRAT 83-57 CLAVIJO LA RIOJA

Los potablava aplastaron a los riojanos el pasado sábado en el pabellón Joan Busquets de El Prat de Llobregat. El conjunto de Logroño únicamente duró diez minutos en pista puesto que el conjunto metropolitano hizo un gran partido tanto en ataque como en defensa, hecho que desdibujó por completo a sus rivales. Clavijo aguantó un único cuarto (24-19, al final del primer parcial) y ya en el segundo, los de Arturo Álvarez se pusieron el mono de trabajo y no dejaron ni respirar al cuadro logroñés. Hay que destacar las grandes actuaciones de los locales Caleb Aguda (19 ptos, 6 rebs, 4 asists y 7 robos) y Alex Campbell (16 ptos y 5 rebs) aunque la superioridad local radicó básicamente en su gran colectivo, más allá de estas dos grandes individualidades.

OVIEDO 73-78 ARABERRI

Golpe sobre la mesa de Araberri en Asturias. El tridente vitoriano formado por Kedar Edwards (17 ptos, 8 rebs y 4 robos), Johnny Dee (13 ptos, 6 rebs y 3 robos) y Fede Uclés (13 ptos y 6 rebs) ganó el pulso a un buen Unión Financiera Oviedo, que puso muy cara la victoria en un partido de lo más interesante. Un triunfo que llegó en una de las canchas más complicadas de la competición, la de un Unión Financiera Oviedo que vio cómo su rival saltaba a la pista dispuesto a sorprender ya desde los primeros compases del choque con un Kedal Edwards que fue capaz de anotar una decena de puntos ante un equipo que se mantenía gracias a la dirección de Fran Cárdenas (20-24).

Tuvo que trabajar duro el Unión Financiera Oviedo para neutralizar a su rival y no fue hasta mitad del segundo cuarto cuando los hombres de Carles Marco pudieron verse por delante gracias en parte a la buena mano de un Víctor Pérez que llegó a poner a los suyos 10 puntos por delante. No bajó los brazos el Sáenz-Horeca y, de este modo, llegaron a lograr los vitorianos un 0-6 que sería clave, a la postre para su triunfo (43-39).Y es que, desde ese momento, no le perdieron ya la cara al partido los visitantes pese al 4/4 en triples de un inspirado Davis Geks (17 ptos) que marcaba diferencias y que parecía complicarle la vida a su rival cada vez que tocaba el balón (62-58).

Así se llegó a un último periodo en el que todo cambió. Un parcial de 2-7 en poco más de dos minutos devolvía al equipo vasco el mando en el marcador, una situación que, unida a su buen segundo cuarto, terminaron por impulsar al equipo. Luchando bajo los aros con un buen Fede Uclés y haciéndose fuerte en defensa, los gasteizarras lograron asaltar la banca para llevarse el triunfo a Euskadi (73-78 final).

AMICS CASTELLÓ 80-90 BARCELONA LASSA B

Partidazo en Castelló de La Plana. Valencianos y catalanes ofrecieron un gran espectáculo. Fue un duelo de los que hacen afición, de los de recordar al final de la temporada: tuvo emoción, aciertos, errores, muchos puntos, jugadores destrozando estadísticas personales y hasta una prórroga. Los dos equipos fueron a por todas. Y cuando esto pasa, equivale a espectáculo asegurado. El Barça B se hizo con las primeras rentas a través del acierto exterior de Pol Figueras y así respondió un TAU Castelló liderado por cinco puntos consecutivos de un Edu Gatell para mantener a su equipo por delante durante el tramo final del primer cuarto (19-17). No tardaron los blaugranas en igualar el choque tras el paso por su banquillo lo que le sirvió al filial para poder lograr una energía extra de cara a un segundo cuarto en el que los 29 puntos anotados bien valieron el volteo de un electrónico en el que Volodymyr Gerun disparaba la banca (41-46).

Poco cambiaron las cosas tras el paso por vestuarios con dos equipos que trataban de crecer desde la defensa pero que no podían incrementar sus rentas ante el pulso de sus respectivos rivales (54-60). Con el reloj de juego apretando a los locales, el TAU Castelló fue capaz de dar un paso al frente durante los últimos minutos para meterse de lleno en la lucha por el encuentro. El FC Barcelona llegaba a los últimos minutos con tres puntos de ventaja y con la posibilidad de defender la última posesión castellonense pero el capitán Chema García no falló con un gran triple sobre la bocina y mandó el encuentro a la prórroga (72-72). La inercia ganadora con la que llegó el Amics Castelló al tiempo añadido no tuvo el efecto añadido para los de Toni Ten ante un filial blaugrana liderado por un gran Nedim Dedovic que terminó por decantar el choque a su favor (80-90).

Por parte local, brillaron Charles Nkaloulou (20 ptos y 10 rebs), Tautvydas Sabonis (11 ptos y 9 rebs) y Joan Faner (10 pts, 6 rebs y 5 asists) y por parte visitante, lo hicieron Nadim Dedovic (21 ptos), Aleix Font (19 ptos, 6 rebs, 7 asists y 3 robos), Volodomyr Gerun (16 ptos, 10 rebs y 4 robos) y Sergi Martínez (11 ptos, 13 rebs, 3 asists y 3 robos).

CÁCERES 57-71 PEÑAS HUESCA

Los de Guillermo Arenas firmaron su primera victoria del año. Y lo hicieron a domicilio en Cáceres tras realizar un partido muy serio a lo largo de todo el partido. Liderados por dos grandes Albert Fontet (20 ptos y 9 rebs) y Kevin van Wijk (14 ptos y 6 rebs), el Peñas Huesca ganó los parciales de los tres primeros cuartos: 18-20 al final del primero, 28-37 al descanso y( 41-56 al final del tercero, dejando casi imposible una posible reacción local al final del partido. Los extremeños intentaron reaccionar en distintas fases del encuentro pero siempre se toparon con el muro defensivo oscense y con sus propios errores en el tiro (6 de 31 en triples: un desastre).

MELILLA 87-72 IBEROSTAR PALMA

Liderados por un excelso Fran Guerra (17 ptos, 8 rebs, 7 asists y 3 robos), el conjunto melillense derrotó a un Iberostar Palma que dio la cara en todo momento, más allá de lo que pueda indicar el abultado resultado final. La primera parte fue una oda al baloncesto, donde los dos equipos mostraron por qué razones son candidatos a estar en los puestos de arriba a finales del mes de abril. Al descanso se llegó con un 50-49 en una gran demostración de juego ofensivo por ambos equipos. Fran Guerra lideraba a los locales y Bivià (15 ptos, 8 rebs y 4 asists) y Zyle (16 ptos y 5 rebs) hacían lo mismo en el caso visitante. El tercer cuarto también demostró ser de lo más igualado y, con un 69-66 al final del mismo, llegábamos con todo por decidir en los últimos diez minutos del encuentro. A partir de aquí, Melilla hizo su trabajo en defensa y en ataque y despejó cualquier tipo de titubeo para ponerse líder en solitario en la tabla clasificatoria.

ACTEL FORÇA LLEIDA 73-86 CB BREOGÁN

35 minutos. Este fue el tiempo que duró Força Lleida en pista ante un concentradísimo Breogán. En los primeros 35 minutos, se pudo ver un partido igualado y con muchas alternativas por ambos lados. En definitiva, un constante intercambio de golpes que maravillaba al aficionado de baloncesto de la capital del Segrià. En los últimos cinco, por lo contrario, observamos a un Breogán que presentó su candidatura a subir de categoría y a un Força Lleida agotado y sin la paciencia necesaria para derrotar a un equipazo como el que tiene hoy en día el conjunto de Lugo.

A partir del 67-67 del minuto 35, Breogán puso un muro defensivo que dejó sin ideas ofensivas a los jugadores ilerdenses. 14-28 de parcial en el último cuarto que resume a la perfección lo que fue un gran Breogán en este último acto y un mal Força Lleida en ese mismo período de tiempo. Por parte visitante, hay que destacar a varios jugadores: Löfberg (19 ptos y 9 rebs), Stainbrook (15 ptos y 9 rebs) y Demetrio (14 ptos y 5 rebs) en la pintura, a Arco (13 ptos y 4 robos) en la línea exterior y a Quintela (10 ptos) y a Díaz (9 ptos, 4 rebs y 5 asists) en la dirección de juego.

PALENCIA 72-76 ICL MANRESA

Un impresionante Jordi Trias (20 ptos y 18 rebs, que le valieron ser el MVP de la jornada) decidió el igualadísimo encuentro entre palentinos y manresanos que cayó del lado de los de la Catalunya Central. Afrontaba el ICL Manresa un complicado encuentro ante un Palencia herido en su orgullo tras tres derrotas consecutivas lo que añadía un punto de dificultad al partido para los hombres de Aleix Duran. Un choque en el que los palentinos debutaban ante su público y en el que Joaquín Prado tiró de los galones de Urko Otegui y Lamont Barnes para tantear a su rival desde la pintura.

De esta manera, los palentinos asumieron el mando del encuentro durante sus primeros compases ante un ICL Manresa que aguantaba el pulso a través de su juego exterior (23-21 al final del primer acto). En el segundo cuarto se mantuvo la igualdad existente en los primeros diez minutos y ninguno de los dos equipos conseguían mantener ventajas importantes (44-42). El acierto de Álvaro Muñoz (15 ptos, 5 rebs y 3 robos) y un último lanzamiento de Lluis Costa fueron fundamentales para cerrar el tercer cuarto con los manresanos por delante (62-63). Y como el baloncesto es cosa de dinámicas, en ese punto comenzó a pesarle al Chocolates Trapa Palencia el no haber podido ganar hasta la fecha frente a un ICL Manresa que tan solo había dejado escapar un encuentro. Los palentinos lo intentaron pero la defensa rival hizo un gran trabajo y el triunfo se lo llevaron los del Bages (72-76).

VALLADOLID 62-73 ISB AZPEITIA

Azpeitia también sabe ganar fuera. Ya avisábamos en el especial previo de la temporada que los vascos iban a dar más de un quebradero de cabeza a sus rivales. Pues ya llevan tres victorias en cuatro partidos. Not bad! Los azpeitiarras ganaron gracias a un gran de Ciman, con 19 ptos, y un perfecto segundo cuarto, que ganaron con un 8-24 de parcial. A partir de aquí, los vascos vivieron de rentas y les bastó para, estando siempre concentradísimos en defensa, llevarse una victoria muy importante del Polideportivo Pisuerga de la ciudad pucelana.