La temporada NBA avanza a ritmo de crucero y ya se ha anunciado que las votaciones para el próximo All Star del mes de febrero van a empezar el 21 de diciembre a las siete de la tarde (hora española). A diferencia de como se ha hecho durante toda la vida, este año el partido no será disputado entre un conjunto de jugadores de cada conferencia. 

Sin embargo, en lo que a la votación se refiere los jugadores sí estarán separados por conferencias. Los aficionados, cuyo voto valdrá un 50%, la prensa, que tiene un 25% de los votos, y los jugadores, que tienen el otro 25%, elegirán a los 10 titulares del partido del All Star. 

Los dos jugadores más votados serán los capitanes de cada equipo. Y ahí es dónde llega el gran cambio respecto a otras temporadas. Los dos capitanes seleccionaron a cuatro jugadores cada uno para acompañarles en el quinteto titular, independientemente de su conferencia. Así, podríamos llegar a ver, por ejemplo, a jugadores de los Warriors y los Cavaliers en el mismo equipo. Los titulares y los capitanes serán anunciados el 18 de enero, y la composición de cada quinteto se conocerá una semana después.

Los reservas serán elegidos únicamente por los entrenadores de los 30 equipos de la liga. A partir de ahí, tal y como ocurrirá con los titulares, los 14 reservas elegidos se repartirán entre los dos equipos en función del criterio de cada capitán. Éstos serán anunciados el 23 de enero.

Cada aficionado podrá votar una vez al día en NBA app y NBA.com, y hasta 10 en Facebook, Google Search, Twitter y Amazon Alexa. Como novedad, los votos en la aplicación y la web oficial de la NBA valdrán el doble los días 31 de diciembre y 4, 11, 12 y 15 de enero. Explicado todo esto sólo queda una pregunta por hacer: ¿Conseguirá la NBA revitalizar el partido del All Star con estos cambios?