El Movistar Estudiantes certificó este sábado su descenso matemático a la Liga Femenina 2 tras caer en casa ante Cadí La Seu por un contundente 60-92. Las madrileñas, que todavía no han ganado en lo que va de curso, no tuvieron opción frente a las catalanas.

Comenzó La Seu mejor el choque, mandando en el marcador (4-8, 11-18…) con un juego simplista pero tremendamente efectivo, pero Estudiantes supo mantener el tipo gracias a los triples de Quirante y San Román (16-20, 1Q). Sin embargo, en el segundo periodo fue incapaz de mantener el nivel de acierto de las visitantes, encajando un doloroso y a la postre definitivo parcial de 13-31.

La segunda mitad ya no tuvo historia. Kraker, con 20 puntos, fue la más destacada del partido.

Sant Adrià, la otra cara de la moneda

Mientras que Estudiantes no ha sabido adaptarse a la Liga Dia, el otro recién ascendido, Femení Sant Adrià, aseguró la permanencia hace unas semanas y este sábado logró su décima victoria de la temporada ganando al Bembibre 56-59 con una superlativa Andrea Riley, autora de 22 puntos, y una notable Cristina Hurtado (11+12, 23 de valoración).

Las de Fabian Tellez, pese a las bajas de Mireia Vila y Reisengerova (además de no acudir al mercado), han encontrado estabilidad en su juego. Sin presión a nivel de clasificación, todo lo que venga será bienvenido. ¿Playoffs?