Los Rockets empatan la serie con una remontada de orgullo

0

James Harden anotó 30 puntos y lideró el ataque de unos Rockets que remontaron una desventaja de 10 puntos en el último periodo del cuarto partido de las finales de la Conferencia Oeste para ganar a domicilio por 92-95 a los Warriors.

Junto a Harden, el base Chris Paul aportó 27 puntos como segundo máximo encestador y el escolta reserva Eric Gordon llegó a los 14, incluido el triple que con 2:27 para concluir el tiempo reglamentario puso el parcial de 89-94 que fue decisivo.

Al final fueron los Rockets los que en el cuarto periodo consiguieron los tantos decisivos que les permitieron remontar una desventaja de 10 tantos con los que había concluido el tercero (80-70) que los Warriors incrementaron con otra canasta más al inicio del cuarto (82-70).

Pero los Rockets comenzaron a jugar su mejor defensa, y la inspiración encestadora de los Warriors comenzó a desaparecer sin que sus jugadores claves como el base Stephen Curry, que había anotado 17 tantos en el tercer periodo, pudiesen mantener la ventaja en el marcador.

Los Rockets con dos tiros libres del alero dominicano Trevor Ariza se ponían con ventaja parcial de 86-87 y 5:22 minutos por jugarse que incrementaron a tres (86-89) después que James anotó con una penetración.

A partir de ese momento, los Rockets comenzaron a creerse de verdad que podían ganar el partido y recuperaron su mejor juego defensivo, con el que impidieron que los Warriors volviesen a meterse en el encuentro.

Solo necesitaron conseguir también los tantos decisivos que llegaron de la mano de la inspiración de Gordon (triple) y el Paul, que con un tiro libre de los dos que hizo a falta de cinco décimas de segundo para concluir el tiempo reglamentario dieron a los Rockets el triunfo que les puede valer un pase a las finales de la NBA.

«Reaccionamos en el momento decisivo para recuperar nuestro mejor juego defensivo y también encontrar la manera de conseguir los tantos decisivos», declaró Mike D’Antoni, entrenador de los Rockets. «No hemos conseguido nada todavía, logramos empatar la serie y recuperar lo que habíamos perdido en el primer partido».