Empezó esta madrugada la pretemporada NBA con dos partidos. Los Hornets superaron a los Celtics y los Sixers se deshicieron del equipo australiano Melbourne United con claridad.

Vamos primero con Charlotte, que ganó 104-97 a Boston en un correcto partido de Willy Hernangómez. El pívot español salió desde el banquillo y rozó el doble-doble. 9 puntos y 8 rebotes en apenas 18 minutos. Zeller, referencia interior titular, firmó un 13+7.

Debutó también Parker con los Hornets, en lo que significaba su primer partido NBA con otra camiseta que no fuera la de los Spurs, pero no estuvo atinado (0 puntos en casi 10 minutos). Otro que se estrenó, y dejando buenas sensaciones, fue el rookie Miles Bridges (10 puntos y 8 rebotes).

En el equipo de Brad Stevens podemos destacar a Jaylen Brown, que terminó con 14 puntos. Los verdes hicieron un magnífico primer periodo (20-37), pero tras el descanso se vieron superados por unos Hornets más corales (59-37 en la segunda mitad).

En el otro encuentro de la noche, los Sixers doblegaron a Melbourne 84-104 con un Ben Simmons notable (8+8+14) y un Embiid que dominó bajo el aro sin oposición (20+10 en 23 minutos). Fultz, que debe seguir trabajando en su mecánica de tiro, fue titular y aportó 14 puntos.

La nota negativa de la velada la protagonizó Wilson Chandler, que tuvo que retirarse por lesión cuando apenas llevaba 4 minutos en pista. En principio no apunta a nada grave.