El Divina Seguros Joventut se lleva un partido a cara o cruz ante Monbus Obradoiro y encadena, de esta forma, dos victorias seguidas por primera vez esta temporada. Los de Carles Durán se asientan en la zona alta de la tabla (5-3), lo que les permite soñar con cotas mayores.

La dupla Shawn Dawson y Nico Laprovittola -42 puntos entre ambos- lideró a los ‘verd-i-negres’. Incluso en los momentos finales, las canastas decisivas fueron suyas. Nacho Llovet volvió a tener unos tiros libres para acercar a los suyos a dos puntos, pero al fallar el primero la victoria se quedó en Badalona.

Crónica

La Penya empezó el partido como un tiro, gracias a la dirección de Laprovittola, con 4 puntos y una asistencia. Pero pronto respondería el Monbus Obradoiro, a base de su mejor faceta: los triples. A ellos sumaron una mejor defensiva que, sin embargo, no les permitieron distanciarse en el marcador. La igualdad reinó hasta el final del cuarto, que terminó con dos canastas de Todorovic, las cuales daban mínima ventaja a los gallegos (21-22).

La salida de los hombres de Moncho Fernández en el segundo cuarto fue inmejorable. Dos triples y dos canastas de los interiores establecían la máxima para los gallegos en lo que iba de partido: +10 (21-31). Los locales se atascaron en la ofensiva (9 puntos en 8 minutos), provocando que la brecha se ampliase todavía más. La salida de Laprovittola en el tramo final del cuarto, coincidió con un parcial a favor de su equipo, logrando reducir ligeramente la diferencia al término de la primera mitad (36-43).

El paso por los vestuarios sentó de lujo a los hombres de Carles Durán. Dos robos, una antideportiva a su favor y parcial de 7-0 en un minuto para empatar de nuevo el partido (43-43). Sin embargo, pronto se recompuso el Monbus Obradoiro, que liderado por un magistral Pepe Pozas (20 de valoración), volvía a distanciarse en el electrónico. El partido se animó a partir de aquí. El espectáculo de Shawn Dawson por un lado y los triples de los aleros obradoiristas por el otro. La Penya mejoró notablemente su defensa en el último cuarto. A ella sumaron dos triples consecutivos para encarar el último cuarto con el partido empatado a 62.

Cuando menos podía tenerlo, los ‘ver-i-negres’ entraron en otro atasco con una canasta anotada en 4 minutos. Monbus Obradoiro aprovechó esto para adquirir una ligera ventaja en un momento en que cada canasta valía oro. Shawn Dawson ejerció de líder de su equipo en los momentos de máxima tensión para que su equipo siguiese a rebufo de los gallegos en el marcador. Así, se llegó a un final igualadísimo, con el partido en un puño, con ligera ventaja para el Divina Seguros Joventut. Al igual que sucediera en el curso pasado, Llovet tuvo dos tiros libres para acercar a los suyos a dos puntos a falta de 9 segundos. Falló el primero y Laprovittola terminó sentenciando desde la personal (83-79).

Estadísticas