Dos de los cuatro peor equipos de la Conferencia Este, Atlanta Hawks y Chicago Bulls, nos regalaron esta madrugada uno de los partidos más apasionantes de los últimos años. En emoción e intercambio de canastas. Hasta 4 prórrogas necesitaron los de Illinois para superar a los halcones (168-161).

Un total de 329 puntos para ambos equipos que se traduce en el 3r partido de la historia NBA con más anotación.

Chicago, que suma 5 victorias en los últimos 6 partidos, tuvo en Zach LaVine a su referencia. El de Renton acabó el choque con 47 puntos (17/35 TC), 9 rebotes y 9 asistencias (más 8 pérdidas), estando genialmente secundado por Otto Porter Jr. (31+10) y un Lauri Markkanen que acumula 5 partidos de los últimos 11 por encima de los 30 puntos (31+17 esta noche).

Trae Young, exhibición sin premio

El rookie de los Hawks, Trae Young, no vio recompensado su titánico esfuerzo. Acabó con 49 puntos, 8 rebotes y 16 asistencias (más 8 pérdidas) en 56 minutos, convirtiéndose en el primer novato desde Earl Monroe (1968) en firmar un 49+10.

Su rango de tiro sigue maravillando en la liga y ya son 3 los partidos seguidos con 35+ puntos (algo que solo lograron en su primer año Bernard King, Allen Iverson y Michael Jordan).

Por cierto, rookie del mes de febrero en la Conferencia Este (pleno de galardones esta temporada, como Doncic en el Oeste).

Datos ESPN