Houston Rockets 122-90 Utah Jazz  (1-0)

Pese a lo abultado del marcador, los Rockets necesitaron de su artillería pesada para tumbar a unos combativos Jazz, sometidos al tiempo que marcó Harden. ‘La Barba’ fue el mejor de los suyos rozando el triple-doble: 29-8-10. No hay antídoto ante el favorito para el MVP.

Y eso que Utah practicó sobre él una defensa que ya vimos en algunas franquicias durante la fase regular. Negarle el triple y ofrecerle la penetración. Un planteamiento arriesgado que, con un buen porcentaje de acierto del resto de jugadores, pasa a ser ineficaz. Harden se harto a penetrar y doblar el balón hacia las esquinas. Allí esperaba con el arma cargada PJ Tucker, protagonista con tres triples en el primer cuarto.

También lo fue Ricky Rubio, el más constante en la ofensiva de Utah. Con acertados lanzamientos desde la media distancia, aunque se fue apagando con el paso de los minutos.

No Harden, que seguía campando a sus anchas. Si no encontraba a Tucker, lo hacía con Capela, como es habitual. Lo hace parecer fácil, que es lo más difícil. Y cuando descansaba en el banquillo, Chris Paul a los mandos con notable resultado. Al descanso, Houston mandaba por 14: 59-44.

Debían ser los Jazz poco entusiasmados de Juego de Tronos. Porque a la misma hora que se emitía el primer capítulo de la última temporada, los de Snyder iniciaban una remontada que mantenía la emoción al partido. Gobert decidía en defensa, mientras que Ricky y Donovan Mitchell aceleraban en el otro aro.

Hasta que quiso Harden, claro. Otro rápido pero potente vendaval de los Rockets, expertos en parciales cortos pero letales. De nuevo desde el triple, Houston abría una brecha definitiva y Utah se dejaba ir en el marcador.

Houston Rockets hace valer el factor cancha y se apuntan el 1-0. Los Jazz darán guerra, seguro. El otro trono está en juego.

MVP Houston Rockets: James Harden, 29 PTOS 8 REB 10 AS en 32 MIN

MVP Utah Jazz: Ricky Rubio, 15 PTOS 3 REB 6 AS en 32 MIN