Golden State Warriors 114-111 Portland Trail Blazers (2-0)

Liderados por Stephen Curry (37+8+8), Golden State remontó un partido que se le puso muy cuesta arriba en la primera mitad, ante el trabajo y el acierto de Lillard (23) y McCollum (22). Los de Kerr llegaron a estar 18 puntos abajo, pero remontaron en los dos últimos cuartos. Con Curry, Green, Thompson, Looney…y una fantástica defensa de Iguodala sobre Lillard en la última posesión. 2-0 y la serie viaja ahora a Portland.

Dos partidos en uno, los Warriors quisieron dar emoción a la eliminatoria. Con una imagen muy floja en defensa durante los dos primeros cuartos, superados por Portland, también más acertado que en el primer partido.

McCollum era la punta de lanza (18 puntos al descanso) de un equipo que llevaba la batuta del encuentro. Sin Durant, los Warriors viven minutos de nubosidad ofensiva, especialmente cuando Thompson cierra el grifo de los triples, o Curry recibe constantes 2×1 y la rotación no llega.

Los Blazers jugaron sus mejores minutos de la serie, con aportación de todos los integrantes. Aminu y Hood se ganaban sus minutos con creces. Enfrente, unos Warriors sin apariencia defensa, como esperando su momento. Al descanso, 65-50.

Después, el otro partido. Se enchufó Curry y Draymond Green (16+10+7) volvió a ser diferencial en ambos lados de la cancha. Looney (14+7) demostró que sí hay banquillo en la Bahía, especialmente en el último cuarto. Antes, solo Lillard había aguantado anotador de Thompson (12 puntos en el 3Q, 24 en total), otro que despertaba en el momento justo. 39 puntos de Warriors en el tercer acto.

La igualdad regresó para el último. Un precioso duelo entre los hermanos Curry llevó al partido a un final parejo. Ahí los Warriors, con o sin Durant, juegan de memoria. Portland, con muchos frentes abiertos, poco pudo hacer en defensa, más que esperar que Golden State fallase algún lanzamiento. No fue el caso en esos minutos (pese a que Curry acumulaba un 4/14 en triples).

Tampoco erraron los Blazers, con Seth (16 puntos) acertando desde el triple, para regocijo de sus padres, pinchados por la retransmisión a cada canasta de uno de sus hijos. Ganó el mayor, gracias también a la última defensa de Iguodala, que robó el balón a Lillard cuando se disponía a lanzar de tres y buscar la prórroga. Otro jugador éste, Iggy, que gana partidos y campeonatos. Es la principal diferencia entre estos dos equipos. En los momentos importantes, hay jugadores que siempre están ahí. Y los Warriors cuentan con varios de ellos.

MVP Golden State Warriors: Stephen Curry: 37 PTOS, 8 REB, 8 AS en 39 MIN

MVP Portland Trail Blazers: Damian Lillard: 23 PTOS, 5 REB, 10 AS en 42 MIN