RETAbet Bilbao Basket supera al Iberojet Palma por 62-55 y consigue el ascenso tras una Final Four en la que se impuso la lógica, tanto por los finalistas como por el campeón

Encuentro con una puntuación muy baja debido a los nervios en ataque de los dos equipos y a las buenas defensas de ambos conjuntos

Thomas Schreiner fue decisivo para ‘Los Hombres de Negro’ en la Gran Final del Playoff de Ascenso a la ACB

RETABET BILBAO BASKET 62-55 IBEROJET PALMA

Javi Salgado lidera a RETAbet Bilbao Basket en los primeros minutos (21-15)

No fue un encuentro especialmente bello en sus inicios fruto de esa tensión que suelen provocar las finales y que mantuvo a ambos equipos poco acertados de cara al aro durante los tres primeros minutos de partido. Una tensión que comenzó a disolverse para el conjunto bilbaíno a golpe de tres con dos triples de Thomas Schreiner y un 2+1de Leo Demetrio con el que el RETAbet Bilbao marcaba las primeras diferencias de la noche en el marcador (11-4).

Aunque la principal arma a favor de ‘Los Hombres de Negro’ comenzaba a ser un rebote defensivo con el que impedían que Iberojet Palma gozara de segundas opciones a la par que imprimían un nuevo ritmo a su juego de ataque. La brecha comenzaba a ser importante cuando Edu Martínez asestaba un nuevo golpe exterior a su rival (16-8) pero el Iberojet Palma no estaba dispuesto a dejarse ir en el electrónico. A base de intensidad defensiva los de Félix Alonso aprovecharon al máximo el tiempo muerto de su técnico para reducir ligeramente las diferencias al borde del primer entreacto con permiso de un Javi Salgado que seguía marcando diferencias (21-15).

Un encuentro más de buenas defensas que de buenos ataques (12-12)

Cambiaron ligeramente las cosas tras el primer paso por banquillos a favor de un Iberojet Palma que adquiría aire fresco con un pequeño parcial de 0-4 que permitía a los baleare a acercarse en el marcador pero, una vez más, el talento de Javi Salgado era capaz de levantar por sí solo al público de sus asientos. Todo ello tras sacarse de la chistera un imposible 2+1 con el que ponía la belleza a un encuentro en el que los avisos del Iberojet Palma crecían en intensidad.

El partido se calentaba por momentos y, con el equipo local necesitado de nuevos impulsos sobre el parqué, las gradas comenzaron a jugar un papel fundamental. El público de Miribilla tiraba de su equipo y así Thomas Schreiner encontró la energía necesaria para transmitir ese calor al resto de sus compañeros en la pista (33-25). RETAbet Bilbao se marchaba de nuevo y, una vez más, Félix Alonso paraba el partido pero, en esta ocasión, los locales lograban mantener las diferencias lo que supuso todo un refuerzo moral una vez alcanzados los vestuarios (33-27).

Iberojet Palma reduce distancias y se acerca peligrosamente (7-13)

Con 20 minutos aún por jugarse, el partido prometía ser aún muy largo para los intereses de uno y otro equipo. Especialmente tras comprobar que el inicio de la segunda parte iba a ser igual de trabado que el de un primer tiempo que sobrevolaba de nuevo la cancha de Miribilla. Con un esquema similar, el Iberojet Palma luchaba por acercarse encontrando respuesta en el acierto exterior de los bilbaínos.

Un equilibrio que tan sólo se vio ligeramente perturbado para los de casa con la cuarta falta personal de un Kevin Larsen que dejaba a su equipo cojo por dentro. Iberojet Palma no lo desaprovechó para poder ponerse a rueda en un tramo final en el que una antideportiva de Jaylon Brown metió de nuevo a los visitantes en partido (42-40).

Brown y Schreiner dinamitan la Gran Final de Bilbao (20-15)

Atravesaba el RETAbet Bilbao Basket sus momentos más complicados del encuentro y así pudo comprobarse con el inicio de un último periodo en el que el talento de Carles Bivià agitó de nuevo la coctelera balear. El Iberojet Palma logró ponerse por delante en el marcador después de más de 33 minutos y eso parecía inquietar a los de casa (42-44). El margen de reacción era cada vez más estrecho y por ello la grada volvió a jugar un papel fundamental tirando de su equipo y levantando a un Thomas Schreiner que anotaba así a tabla un triple balsámico.

De este modo, el conjunto de Àlex Mumbrú lograba mantener el equilibro en un encuentro en el que, sin embargo, el Iberojet Palma seguía pico y pala a la búsqueda de la remontada. Todo estaba en el aire y eso pareció motivar a un Jaylon Brown que tiró del carro vasco con un soberbio 2+1 a falta de 50” que rompía de nuevo la igualdad. Parecía que RETAbet Bilbao podía acercarse al título pero no fue hasta la gran bomba final de Thomas Schreiner a golpe de triple cuando los locales pudieron certificar un soberbio éxito. La Final se quedaba en casa y, con ello, el ascenso a la Liga Endesa (62-55)