Fletcher Magee, un tirador extraordinario, sacó la mano a pasear desde la larga distancia y fue clave para que el Monbus Obradoiro ganara por 90-95 en la prórroga a un UCAM Murcia que vuelve a tropezar seis días después en la misma piedra, la de dejar escapar un triunfo que tenía prácticamente agarrado con las dos manos.

El joven escolta de Orlando, de 22 años y debutante en la Liga Endesa, acabó el choque con 32 puntos (8/14 en triples, 3/3 en tiros de dos y 2/2 en tiros libres) y 33 de valoración y su aportación fue absolutamente decisiva para que el Monbus Obradoiro consiguiera su segunda victoria en el campeonato, las mismas que lleva un UCAM Murcia que perdió su condición de invicto en casa a pesar de los 22 tantos de Askia Booker, los 18 de Giannoulis Larentzakis, los 15 de Jarell Eddie y los 14 de Kyle Hunt.

En el conjunto gallego, además de la actuación estelar de Magee, sobresalieron por momentos Vladimir Brodziansky y Álvaro Muñoz, ambos con 18 puntos anotados.

FOTO: ACB