Zeljko Obradovic mostró anoche, tras la dura derrota del Fenerbahce en el Palau (89-63), su abatimiento en rueda prensa. El técnico serbio, sincero y crítico, valoró la actual situación del club turco.

Obradovic afirmó que el Fenerbahce es ahora mismo un «equipo sin carácter, sin motivación». Lamentó la mala imagen de los suyos en el Palau: «Si te meten 89 puntos y solo haces 16 faltas es que no te importa nada. Esta imagen no es aceptable».

Los turcos acumulan ya 7 derrotas en 9 jornadas. ¿Dónde puede estar la raíz del problema? Responde Zeljko: «Vamos a decir que no estamos contentos con la pretemporada que hicimos. Hemos tenido problemas físicos. Lauvergne y Vesely están, quizás, a un 20% de su nivel. […] Tampoco entiendo algunas cosas del calendario. ASVEL jugó el martes, en casa, y nosotros lo hacemos hoy, fuera, y el viernes en Francia. No lo pongo como excusa, pero es raro».

Obradovic quiso ensalzar a la afición turca, así como a su trayectoria en el Fenerbahce: «Llevo casi siete años aquí y hemos llegado 5 veces a la F4, hemos jugado tres finales y hemos sido campeones de Europa. Nunca antes lo había logrado Fenerbahce […] Dejadme decir que nuestra afición nunca nos ha abandonado. Los últimos dos partidos en casa han sido especiales, así como un entrenamiento en el que tuvimos la visita de 500 aficionados para mostrarnos simplemente su cariño. Nunca fallan».

Finalmente, confesó que percibe que sus jugadores le han abandonado. Aquí sus palabras, en inglés, en las que reconoce que es «en los momentos difíciles cuando conoces todo de la gente. Yo estoy en paz conmigo mismo, siempre he trabajado buscando lo mejor para los jugadores. Les paso la pelota a ellos».