Pese a tener el partido prácticamente controlado, los burgaleses sufrieron al final para llevarse la victoria ante Movistar Estudiantes -la primera lejos de su feudo-. Dentro del juego coral de Burgos, destacaron Clark (18 puntos) y Benite (17 puntos). En Estudiantes, Brizuela (15 puntos)

El partido arrancó con un Estu poco tenaz en el rebote. Los burgaleses se impusieron en los primeros compases de partido gracias a esas concesiones de los colegiales. Solo una gran conexión entre Arteaga y Pressey le dio los primeros dos puntos a Estudiantes. Benite, con un triple ponía el 2-7 en el marcador. El parcial de los burgaleses alarmaba al equipo estudiantil. Los de Dzikic dejaron la sensación de que los pivots del Estu sujetaban al equipo, ya que tanto Palacios como Arteaga pusieron un gran volumen de puntos en el primer cuarto. El colombiano dio oxigeno en un momento en el que los locales se ahogaban. Burgos, dueño del primer cuarto, imprimió un 10-17 al final del mismo gracias a un coral juego.

Ya inmersos en el segundo cuarto, se pudo ver a un Estudiantes que entró como un huracán en el partido. Muy serios en ambos lados de la cancha y recortando distancias gracias a la producción de Scrubb y un Palacios de dulce. El equipo del Ramiro se puso 20-19 gracias a un triple de Dukan, dándole un giro al partido. El duelo entró en alternancia, con 22-25 a favor de San Pablo, Kadji volvió a igualar la contienda con un triple. Los de Castilla y León resurgieron en la ventaja gracias a los triples de Benite y Clark (25-32). El festival desde el triple no cesó en ninguno de los dos conjuntos. Sin embargo, fue Burgos el que certificó la victoria al descanso (28-35).

El paso por vestuarios, pareció adormecer al Estu. Tardaron poco en despertar, pero entretanto, Burgos seguía adelante en el marcador. Con un Palacios intratable, lograron colocarse 37-43. A los de Dzikic les costaba cerrar el rebote, algo que les estaba costando puntos. Llegó el momento Brizuela, el escolta de San Sebastián se entonó y con sus puntos recortó espacio en el electrónico. Los de Peñarroya, exigentes en defensa, subieron sus lineas defensivas, algo que Dukan no perdonó desde el triple. Con la grada de Burgos desplazada al WiZink, el ambiente envolvió a los visitantes todo el partido. El partido, en ese momento, entró en simbiosis con el ambiente. Pressey levantó a la Demencia con un triple, Palacios, más de lo mismo minutos después. Burgos, respondiendo los golpes y conservando su ventaja (49-53).

En la mitad del tercer cuarto, Estudiantes volvió a crecer en el partido. Burgos no lograba cerrar su ventaja y permitió que los colegiales se acercaran de nuevo con un triple de Scrubb para poner broche a la media hora de partido (52-58).

En el cuarto del desenlace, Estudiantes entró mordiendo en ataque. Algo que pareció desvanecerse al minuto. Burgos amplió ventajas (58-64), proponiendo buena defensa y colapsando en ataque a Estudiantes. Barrera, con un triple, abrió más la brecha. Tras el tiempo muerto, el equipo estudiantil, volvió a ser incisivo en ataque. En una mañana de rachas, los de Dzikic se mostraron más constantes en defensa y ataque. Ese equilibrio dotó de un pulmón más a los locales (63-67). Un 2+1 de Fitipaldo dio aire a los burgaleses, que se colocaron +7.

Con Burgos aventajado, pero sin una firma clara, Estudiantes parecía decaer en el encuentro. Hasta que apareció el de siempre, Brizuela se sacó de la manga un triple que puso el 71-75 y con dos minutos de juego por delante. Pressey, en una jugada completa de rebote y transición puso el 73-76. Dukan se la jugó con un triple liberado, pero el balón no entró. Con 43 segundos  por delante, a Burgos tampoco le entró. Una falta personal de Clark, otorgó dos tiros libre a Pressey a falta de una posesión. Ninguno entró. La emoción se palpaba y los burgaleses se sentían ganadores.

Aún con segundos por correr hasta el final, Pressey infartó a los burgaleses con un triple (76-77) y 5 segundos por delante. Con 4.3 por jugarse, Dzikic introdujo a Brizuela y Palacios. Su última carta. Clark fallaba el primero, pero no el segundo. Estudiantes se jugó la última en manos de Brizuela. Los que otros días no entraba, hoy no. Les salió cruz a los colegiales y San Pablo se llevaba su primera victoria ante Movistar Estudiantes lejos de Burgos.