Sigue el mano a mano por el liderato entre Donosti Gipuzkoa Basket y Carramimbre CBC Valladolid, que esta semana se decanta del lado vasco gracias a la abultada victoria con la que cerraron la última jornada del año ante Lucentum Alicante. Un fin de semana que además les deja a ambos muy cerca de la clasificación para la Copa (se enfrentan la próxima jornada y uno de ellos quedará definitivamente clasificado para la final copera a falta de una jornada para que termine la primera vuelta).

El Gasca asistió a un tercer cuarto deslumbrante de los suyos, en el que sacaron de la pista al HLA Alicante con una exhibición de recursos ofensivos para la que los de Rivero no tuvieron respuesta, aunque al menos pudieron maquillar el marcador en el último parcial (83-58). Por su parte, el Valladolid vencía en su visita a Granada en un duelo mucho más cerrado, que no se decidiría hasta los instantes finales, en los que De la Fuente y Bartley tiñeron la victoria de carmesí (63-70).

La zona baja se calienta con las victorias a domicilio de Lleida y Oviedo

Tras ellos vuelve a abrirse un pequeño hueco, tras una nueva derrota del Palma ante un equipo de la zona baja, en este caso ICG Força Lleida. Los baleares ya han perdido ante tres de los últimos cuatro clasificados. En esta ocasión fueron superados por un cuadro catalán que no ganaba a domicilio desde la primera jornada en Riazor y que se aferró al ejercicio de precisión protagonizado por Santa Ana desde el perímetro (28 ptos y 8/8 en triples) y a la efectividad en la pintura de Shaq Cleare (MVP de la jornada, con 25 ptos y 9 rebs) para doblegar a los baleares (73-83).

La zona baja se calienta con esta victoria y la de Liberbank Oviedo Baloncesto, que se impuso en A Raña a un Marín inferior (53-73). Con este resultado, los pontevedreses se alejan un poquito más del objetivo de la permanencia tras perder contra un rival directo como el Oviedo. Además, de esta manera, con los triunfos de Lleida en Palma y de Oviedo en Marín, apenas dos triunfos separan al noveno (Cáceres) del decimosexto (Força Lleida).

Con una victoria más que el descenso se quedan el mencionado Granada y Almansa. El conjunto manchego sucumbió ante un buen Melilla que resolvió el partido con un parcial de 13-0 en el arranque del último cuarto (90-74).

Cuatro equipos empatados para la lucha por el noveno puesto

Mientras que otros cuatro equipos comparten balance en la lucha por la última posición de playoffs, aunque sin perder de vista lo que viene por detrás. Volvió a perder Cáceres, por cuarta semana seguida, esta vez ante un Leyma Coruña muy acertado en el triple (88-77). Por otro lado, ganaban tanto TAU Castelló, en un importante partido en Madrid ante el Canoe, al que les interesaba alejar de cara a la lucha por la permanencia (85-90, de nuevo con un Lundqvist estelar), y Levitec Huesca, que doblegó a otro equipo en crisis como es Chocolates Trapa Palencia.

Los altoaragoneses encontraron con facilidad posiciones de tiro y mandaron a la lona a los castellanos durante la primera media hora pese a que los palentinos amenazaron con meterse en el partido los oscenses evitaron males mayores (92-84). Por último, en el derbi del Miño, un cada vez más engrasado Breogán repetía festín, esta vez a costa de un mal Club Ourense Baloncesto sin respuesta defensiva ni acierto de cara al aro (85-52).

Pincha aquí para ver la clasificación tras la Jornada 15 de la LEB Oro