Con muchos apuros, Real Madrid comenzó el año 2020 con victoria en el Wizink Center al poder derrotar a Valencia Basket (85-78) en un encuentro que les sirve para continuar en la cima de la Liga Endesa junto al Barcelona.

Los de Jaume Ponsarnau, tuvieron muchas opciones de poder sacar adelante el partido para intentar ser el primer equipo que ganaba en el palacio madrileño. Después de un tercer cuarto donde los locales salieron con menos efectividad, los Taronja se fueron en el electrónico con un fiable Abalde que con 16 puntos y 16 de valoración fue el mejor jugador visitante. 

Un Rudy que se está encontrando conciso desde la línea de tres, confirmó 7 de los 10 tiros lanzados a canasta cosechando 22 puntos y 21 de valoración. Los de Laso endurecieron la muchísimo la defensa y trastocaron el esquema valenciano por completo. No consiguieron cabalgar con solvencia en los tiros ofensivos y, pese a marchar con siete puntos de diferencia a falta de dos minutos y medio para el final, intentaron jugar mucho con Dubljevic pero en dos jugadas consecutivas, Tavares frenó las acometidas del fuerte interior taronja.

Obtuvieron remontar y con un 76-76 se fueron a una prórroga que no arrancó nada bien para Valencia Basket ya que pitaron una técnica antes de los cinco minutos finales. Rudy encestó el tiro libre y los visitantes, a partir de entonces, salieron del encuentro. El dominio blanco fue clarividente, y con un gran Tavares en defensa, Rudy, Causeur, Taylor y, Campazzo obtuvieron la decimotercera victoria de la temporada en Liga Endesa.

Con cinco equipos clasificados a la Copa del Rey, este próximo fin de semana, nueve equipos se encuentran con opciones para las tres posiciones que quedan por resolverse. Valencia Basket, ante Joventut, afrontará un duelo directo.

ESTADÍSTICAS