A base de una férrea defensa y de una excelente gestión de sus recursos, el Real Madrid sumó este viernes un nuevo triunfo en Euroliga, superando 63-72 al Alba Berlín.

Los de Laso, salvo un susto final, dominaron de principio a fin, lo que les permite mantenerse una semana más en la parte alta de la tabla. En un gran esfuerzo colectivo, el Madrid cumplió con creces durante los tres primeros cuartos y solo sufrió con la reacción final de los berlineses, que a falta de dos minutos y medio bajaron a dos una diferencia que poco antes había llegado a ser de 16 puntos.

Un parcial final de 0-7 comandado por Walter Tavares y Trey Thompkins, dos de los más destacados en el Mercedes Benz Arena, evitaron sorpresas de última hora.