El ASVEL Villeurbanne, el nuevo equipo de Thomas Heurtel, ha sorprendido en el Palau y ha conseguido la victoria ante el poderoso Barça tras ponerlo contra las cuerdas con su propia medicina: una defensa muy intensa. Jasikevicius ya avisó en la previa («juegan cada partido como una final porque quieren entrar en el playoff») y el Barça sufrió mucho para acabar perdiendo un partido muy igualado en el que Mirotic (19 puntos) no pudo culminar una gran actuación personal (69-76).

El encuentro empezó feo, con protagonismo para las defensas y con muchos fallos en los ataques de ambos equipos. En el Barça solo funcionaba Mirotic, que acabó el primer periodo con 9 puntos, mientras en el lado francés se repartieron mucho más los puntos entre sus jugadores con ataques fluidos y con Moustapha Fall haciendo mucho daño dentro de la pintura (15-19).

En el segundo periodo seguía la dinámica errática en el ataque de ambos lados de la cancha. El físico predominaba con defensas muy intensas, cada canasta costaba mucho trabajo y en este panorama sobresalió Baron Davies (22 puntos) con canastas valiosas y mucha lucha. El Barça empezó a carburar tras alcanzar el meridiano del cuarto con dos triples seguidos de Kuric y una transición ofensiva muy rápida acabada con mate de Oriola, pero los pupilos de T.J. Parker no bajaban los brazos. Mirotic se desquició en los últimos segundos por una falta en ataque y recibió una técnica por arrancarse la camiseta al estilo el increíble Hulk. Se llegó al descanso con mucha tensión e igualdad (35-34).

En la reanudación siguió la igualdad pero Mirotic, con camiseta nueva, ya estaba en modo desatado. El ala-pívot montenegrino anotó 10 puntos seguidos (45-42) pero a su vez el ASVEL respondía con un genial David Lighty (13 puntos) y un entonado Howard (13 puntos) para llegar al último cuarto con todo por decidir (54-54).

En el último periodo los hombres de T.J. Parker empezaron muy fuertes y al Barça le costó anotar. A falta de cinco minutos para el final los visitantes ya ganaban de seis puntos (58-64), a los azulgranas les tocaba reaccionar. Mirotic y Higgins hicieron un amago de remontada pero la intensidad francesa se comió a los favoritos. Norris Cole (21 puntos) jugaba como quería y nadie pudo con Fall (13 puntos) en la pintura (69-76).

El ASVEL ganó al Barça de forma clara y continúa con su espectacular racha de victorias para seguir soñando con el playoff.