El FC Barcelona Junior, dirigido por Fabián Téllez, se ha proclamado campeón de España tras vencer al Real Madrid en la final. A continuación analizaremos los nombres más destacados de una generación brillante del club azulgrana. Estos cinco jugadores son los que pueden tener un futuro próximo al más alto nivel profesional. 

Hay que remarcar que el Junior del Barça se ha caracterizado toda la temporada por desplegar un juego coral impulsado por una defensa asfixiante y las transiciones ofensivas. Por todo ello, hay que hacer una mención especial, por encima de todos los otros jugadores no mencionados, a Iñaki Ordóñez. Ha ejercido en la mayoría de partidos como ala-pívot titular, abriendo el campo y caracterizándose por una defensa e intensidad que han sido claves para los éxitos de su equipo.

Agustín Ubal

Uruguay, 2003. Este base de 1’98 ha sido el revulsivo del Barça tanto en el Adidas Next Generation Tournament, como en el Campeonato de España. Posee una gran envergadura, lo que le permite maquillar sus carencias en defensiva (aunque las ha ido mejorando mucho durante este año) con una buena capacidad para recuperar el balón y tapar las líneas de pase.

Su tiro de media distancia tras bote recuerda mucho al que Bolmaro ha perfeccionado durante los últimos meses. Físicamente muy parecidos, aunque Ubal es mejor tirador de tres y más seguro con el balón en las manos, pese a no ser un gran asistente. Tiene que ganar regularidad para poder asentarse en una categoría profesional como puede ser la LEB Oro, el cual podría ser un paso lógico en su carrera. Muchísimo potencial pero un presente dubitativo, no sería descartable que se mantuviera en el filial blaugrana en EBA para el curso 21/22.

Comparación: Leandro Bolmaro/Luca Vildoza

Fuente: euroleague.net

Rafa Villar

España, 2004. Uno de los juveniles de primer año que más impacto han tenido en el equipo. Un base de 1’88 que se caracteriza por ser un auténtico perro de presa. La defensa a Juan Núñez durante toda la final del campeonato de España es una de las actuaciones más espectaculares en ese ámbito que nunca se hayan visto en un torneo así.

Tiene mucho por mejorar en el apartado anotador, pero su intensidad atrás y la capacidad de sacrifico hacen del de L’Hospitalet un proyecto de jugador muy a tener en cuenta para cuando termine su etapa en baloncesto de formación. Un muy buen asistente, inteligente en ambos lados de la cancha y buen jugador de equipo. No tardaremos en verle en la máxima categoría del baloncesto español.

Comparación: Guillem Vives/ Rodrigo San Miguel

Fuente: Euroleague.net

Michael Caicedo

España, 2003. El flamante MVP del Campeonato de España y elegido en el mejor quinteto del ANGT, rozando también el trofeo a mejor jugador. Un nombre que está en boca de todos, y no es para menos. El alero blaugrana ha ido creciendo a pasos agigantados hasta convertirse en un todoterreno. Infinidad de recursos ofensivos: triple, penetraciones, bombas, media distancia e incluso juego al poste. Gran visión de juego, poco egoísta y muy buen defensor. Un portento físico y técnico que roza los dos metros.

Con Téllez lo hemos visto jugar de escolta, de alero y de ala-pívot, e incluso dirigir los ataques como falso base. Deberá mejorar en la toma de algunas decisiones, pero es normal, apenas es juvenil. Los rumores indican que entra en los planes de Jasikevicius para el año que viene, al menos para alternar con el primer equipo y filial.

Comparación: Difícil, perfil de jugador único. Tiene trazos de Adam Hanga.

Fuente: Euroleague.net

Gael Bonilla

México, 2003. Otro de los estandartes de los culés. Un jugador que está por debajo del radar respecto a otras promesas de Can Barça, ya sean juveniles u otros jugadores del filial. El mexicano es un 2/3 muy fuerte, con una gran capacidad para atacar el aro y más que fiable en el tiro, además de una capacidad de pase muy sorprendente para el perfil de jugador que es. Su envidiable físico le permite tener una explosividad que asombra y ser un magnífico defensor. Ha sido, junto a Caicedo, el jugador al que recurrir en los momentos finales, y siempre ha dado la talla, tanto en ataque como en defensa.

Por madurez y perfil de jugador parece el más capacitado del equipo para elevar su juego hasta el primer equipo. Según apuntaba Erick Moleiro en Twitter, hará la pretemporada con el primer equipo, a expensas de saber qué futuro le espera este curso. Está listo para tener minutos en ACB y tener un impacto positivo.

Comparación: Joan Sastre/ Axel Bouteille

Fuente: Euroleague.net

James Nnaji

Nigeria, 2004. Es casi inexplicable que un jugador de primer año pueda tener un impacto tan increíble como el de Nnaji. Solo pasa con jugadores muy especiales, y este lo es. Con 2’08, es un jugador mucho más móvil de lo que podría parecer. Muy inteligente en lo táctico, sale bien al flash en la defensa de bloqueo directo, siempre está bien colocado y no suele cargarse de faltas, lo que para un interior, y con tan poca experiencia, es algo a tener muy en cuenta.

Pese a sus evidentes carencias en el tiro, termina muy bien cerca del aro y tiene un movimiento de pies más que aceptable. Condiciona mucho los tiros de sus rivales; gran taponador e inexpugnable en el rebote. No debe tardar mucho en tener minutos con el primer equipo, pues encaja a la perfección con el perfil de pívot que le gusta a Saras, y ha sido moldeado y entrenado táctica y técnicamente por Téllez. Por si fuera poco, aún tiene otro año como ‘junior’ en el que terminará de confirmarse como un proyecto de pívot fantástico.

Comparación: A mí me recuerda mucho a Bryan Dunston, es muy especial como para compararlo con otros jugadores de mismo perfil físico como podrían ser Malik Dime Augusto Lima.

Fuente: Euroleague.net